"NO ME VOY POR TEMAS ECONÓMICOS, YO ME QUERÍA QUEDAR"

Tras su desvinculación de Nueva Chicago, Gonzalo Vivas se despidió de los hinchas del "Verdinegro" y contó su reacción al enterarse que no será más jugador de la institución donde se formó y debutó en Primera.

El lateral es producto de las Inferiores del club. (Foto: Daiana Vitale) 


El volante central, venido a lateral derecho, debía renovar su vínculo con el "Torito" ya que el 30 de junio fue uno de los tantos jugadores a los que se les venció el contrato. Pese a que de primer momento las intenciones de ambas partes eran positivas para que el jugador continúe en el club, se determinó, a última hora, dejar de utilizar los servicios del defensor. “Fue decisión del club, de los dirigentes. Tenía la intención de seguir, pensaba en continuar, pero el lunes a las 19.30 me comunicaron que no pertenecía más al club, que no iba a renovar”, comentó Vivas en nuestro programa, que se emite los sábados a las 11 por radio Interactiva (AM 1290). 

“Quede shockeado, no entendía lo que estaba pasando, fue de repente. No hubo negociación, no hubo nada. Me pidieron que les pase una propuesta económica, se la pasé y a la semana me dijeron que no iba a continuar en el club directamente, no me hicieron una contra-oferta ni nada. Me chocó y se me cruzaron todos los momentos vividos, tanto en Primera como con la categoría 93”, describió el defensor sobre su reacción al enterarse que no seguiría ligado a Chicago.

Tras 15 años dentro del club, llegó el momento de salir de la institución para un jugador que tiene 27 y más de 100 partidos con la casaca verdinegra, es por eso que la desvinculación retumbó fuerte en Mataderos y también en el protagonista: “Fue un dolor enorme en ese momento. Me va a costar afrontar lo que viene, pero estoy mentalizado que la profesión es así: hoy estamos, mañana no. Pero tengo la tranquilidad de que, de mi lado, a veces jugué mal o a veces bien, pero dejé todo”.

La pobre campaña y su irregular certamen, es algo que le quedó atragantado a Vivas y así lo expresó en nuestra entrevista: “Me duele irme, por el momento, por el año que tuvimos, estábamos últimos, no pude defenderlo dentro de la cancha y no estaba teniendo un buen rendimiento como el campeonato pasado”.

Vivas fue capitán ante Platense en el triunfo en Vicente López.
(Foto: Daiana Vitale).



La noticia se dio a conocer tras un comunicado realizado por el jugador en su cuenta personal de Instagram, donde el lateral agradeció a cada una de las personas que se cruzó en este largo camino transitado con la camiseta de Chicago: “Sentía que tenía que despedirme de mis compañeros y la gente porque me trataron con mucho respeto. Estoy agradecido al club y a la gente por el trato. Se terminó un ciclo y ahora continuará mi carrera en otro lado”.

Con respecto a su futuro, Walter Perazzo, que no estuvo ni lerdo ni perezoso, acudió rápidamente al jugador para convencerlo de que forme parte del "Gasolero", club dónde ya juegan Federico Fattori, Lucas Baldunciel e interesan Jonathan Fleita y Arnaldo González: “Las conversaciones con Temperley están, pero hasta que no se ponga la firma nada es concreto. A las 19.30 me decían que no continuaba en el club y 22.30 me llamaron de Temperley. Fue todo muy rápido”.

Por último, el oriundo de San Justo y que debutó en Primera hace cinco años en Garupá ante Crucero del Norte, no le esquivó a las críticas que circularon en los últimos días en dónde se vinculaba su salida con un desacuerdo económico: “Quiero dejar en claro que no me voy por temas económicos, yo me quería quedar. Fueron decisiones y uno las acepta como profesional que es. Antes que cualquier nombre, está el club. No me gustaría que se hable mal de mí, sino que se me juzgue por lo que hice dentro de la cancha. Afronto lo que me toca pero nunca le deseé el mal a Chicago, ni mucho menos. Estoy agradecido con el club porque me dio la posibilidad de cumplir mi sueño, de conocer gente hermosa que me ayudó mucho. Ojalá en algún momento nos volvamos a encontrar y que sea en Primera”.


AUSPICIAN A MUNDO CHICAGO

AUSPICIAN A MUNDO CHICAGO